domingo, 23 de noviembre de 2014

Bizcocho de chocolate


Todos los años para celebrar el cumpleaños de mi hijo preparo un bizcocho de chocolate y tengo el triunfo asegurado. Tanto niños como padres no dejan ni las migas. Esta vez he probado a cambiar la mitad de aceite por nata líquida y ha quedado muy bueno. 
Hay muchas maneras de preparar los bizcochos. Si seguís estos pasos, conseguiréis un bizcocho con mucho volumen y tierno.



Ingredientes

3 huevos
250 gr azúcar
125 gr aceite
125 gr nata líquida
125 gr chocolate de repostería
270 gr harina
1 sobre de levadura
1 pizca de sal
Mantequilla


Preparación

Precalentar el horno a 180ºC con calor arriba y abajo.
Separar las claras y montarlas a punto de nieve con una pizca de sal. Reservar.
Batir las yemas con el azúcar hasta obtener una mezcla cremosa.
Derretir el chocolate en el microondas con una cucharada de agua. Añadir a la preparación anterior, junto con el aceite y la nata. Mezclar hasta obtener una masa homogénea.
Agregar la harina tamizada y la levadura. Remover bien.
Incorporar las claras con movimientos envolventes.
Engrasar un molde con mantequilla, verter la masa, hornear durante 40 minutos.
Desmoldar y dejar enfriar sobre una rejilla.

En la olla gm modelo e
Engrasar la cubeta con mantequilla, verter la masa.
Seleccionar menú horno 120ºC válvula abierta 60 minutos. Poner la tapa de horno 10 minutos más a150ºC. 


sábado, 16 de febrero de 2013

Bizcocho de las Carmelitas Descalzas de Sevilla



 


Cuando hace dos semanas, llegó a mí, masa madre para realizar este bizcocho, pensé que era una tomadura de pelo. ¿Un bizcocho que tarda 10 días en hacerse? ¿Masa madre que va pasando de manos en manos? No estaba muy convencida. Pensé que algún gracioso había inventado esta cadena para envenenar a medio país y reírse de todos nosotros. Sin hablar de que soy archi enemiga de las cadenas. Pero como me pierde la curiosidad, me puse a investigar por Internet convencida de encontrar algo que corroboraría mi pensamiento y cual fue mi sorpresa descubrir no solo lo mucho que estaba equivocada, sino que hace años que se está haciendo y que además esta masa es muy deseada por muchos.

Todos los comentarios que leí me convencieron. Además, no me parecía una cadena, pues no dicen que tendrás suerte y salud, y si no lo haces, tendrás x años de mala suerte, sino que la persona que te lo entrega te desea suerte y salud. Por lo tanto, es más una tradición, un gesto para repartir buenos sentimientos. 

El bizcocho de las Carmelitas Descalzas de Sevilla es más conocido como el bizcocho de la suerte, aunque también es conocido como el bizcocho del Padre Pío o el bizcocho del Peregrino.


Me tocaba hornearlo justo el día que tenía una comida familiar en casa. Así que me venía ni que pintado. A todos nos ha gustado muchísimo. Me ha sorprendido gratamente. Ha resultado un bizcocho dulce y esponjoso con un sabor indescriptible.

Sale un bizcocho bastante grande, de unas 15 porciones.

He apartado dos frascos con masa madre para regalar a dos amigas. También les he preparado un buen trozo de bizcocho para que lo prueben y se convenzan de que merece la pena hacerlo. La tercera masa la he congelado para poder volver a hacerlo en un futuro.

Al final, pongo unas respuestas a las preguntas que todos nos hacemos la primera vez que nos regalan esta masa madre, y también como hacerla si no tenemos a nadie que nos la regale.

Os pongo a continuación los pasos a seguir que me dieron con el frasco, acompañados de unas fotos que hice durante el proceso.

-----------------------------------------------


Es una forma muy antigua de elaborar un bizcocho y conocido era que la persona que le entregaba el vaso con la masa madre te deseaba suerte y salud.

Se requieren 10 días para la elaboración del bizcocho, sin usar batidora, ni frigorífico, ni otros aparatos modernos.

La tradición dice que la masa madre te la tienen que dar, y que hay que empezar la elaboración del bizcocho en jueves para que el mismo esté listo para el sábado de la semana siguiente.



JUEVES: Se vierte el contenido del vaso entregado en un recipiente grande y se añade un vaso de azúcar y uno de harina. NO SE MEZCLA.



VIERNES: Se mezcla bien con una cuchara.

SÁBADO: No se toca.

DOMINGO: No se toca.

LUNES: Se añade un vaso de leche, otro de azúcar y otro de harina. NO SE MEZCLA.


MARTES: Se mezcla todo con una cuchara.



MIÉRCOLES: No se toca.

JUEVES: No se toca.

VIERNES: No se toca.

SÁBADO: Se apartan tres vasos de la masa obtenida (masa madre) que se entregan a tres personas a las que desees suerte y salud. Al resto de masa se le añade:


2 vasos de harina
1 vaso de azúcar
1 vaso de aceite (girasol y oliva, al gusto)
1 vaso de leche
1 vaso de nueces, avellanas o almendras picadas
1 vaso de pasas
1 sobre de levadura
2 huevos enteros
1 pizca de sal
1 pizca de canela
1 manzana troceada
Ralladura de 1 naranja

Se mezcla todo bien con la cuchara y se mete al horno a 180ºC, durante 40 o 45 minutos.

 


 -----------------------------------------------

No he respetado del todo los ingredientes. No he puesto las pasas porque no me gustan. He añadido una cucharada sopera de azúcar vainillada. Además del vaso de nueces, he agregado medio vaso de almendras picadas. No son muchos cambios. Lo que realmente cuenta es el proceso de la masa madre, y se puede omitir algunos de los ingredientes o poner otros distintos.

  

PREGUNTAS Y RESPUESTAS

¿Tengo que sacarla del frasco en cuanto me la dan?
No hay que hacer nada hasta el jueves.

¿Dónde la guardo, la meto en la nevera?
No. La masa madre es un cultivo que necesita estar a temperatura ambiente para que los microorganismos que la componen no se mueran. Si se encuentra en un lugar frío, tardará mucho más en subir de volumen. Si se encuentra a una temperatura por encima de los 40 grados podría morirse.

¿Si le echo leche, y no la meto en la nevera, no se va a poner mala?
No. La leche y la harina sirven de alimento a la masa madre, es lo que la mantiene viva y la ayuda a aumentar su volumen. Forma parte del proceso natural de fermentación.

Ya la he puesto en un recipiente más grande, ¿no se tapa?
Si, pon un paño limpio por encima.

¿Se puede congelar la masa madre?
Si.

¿Cómo se descongela?
A temperatura ambiente, en un lugar cálido como la cocina.

¿Cuando la descongelo?
Como se empieza un jueves, hay que sacarla del congelador el día anterior, y dejar que pase un día. Al día siguiente, se inicia el proceso alimentándola de nuevo con la leche y harina para que reviva.

No tengo masa madre y me gustaría hacer el bizcocho. 
Puedes elaborar una masa madre por tu cuenta.


COMO ELABORAR MASA MADRE

Para empezar con el proceso del bizcocho el jueves, hay que elaborar la masa madre el domingo.

Ingredientes

Harina de Trigo Integral o de Centeno
Agua

Preparación

1º Día: Mezclamos en un bol, tres cucharadas de harina con un poco de agua, hasta conseguir una pasta homogénea. Tapamos el bol con un paño y lo dejamos a temperatura ambiente.

2º Día: Retiramos dos cucharadas de la mezcla y le añadimos otras dos cucharadas de harina y el agua suficiente, para obtener otra masa de la misma textura que la anterior.

3º Día: Repetimos la misma operación que el día 2º.

4º Día: repetimos la misma operación.


MIS DOS VASITOS LISTOS PARA REGALAR

Masa madre + instrucciones y un trocito de bizcocho de regalo.
La tercera masa, está congelada.




viernes, 15 de febrero de 2013

Crêpes



El martes de carnaval, “Mardi Gras”, los hogares franceses se llenan del dulce aroma que desprenden las crêpes. Un olor que permanece durante todo el día. A pesar de ser muy típico en estas fechas, hoy en día, se toman en cualquier momento del año, y en cualquier parte del mundo.

Existen crêpes saladas y crêpes dulces. La masa no se prepara de la misma manera. Esta receta es para hacerlas dulces. Se pueden tomar así tal cual o rellenarlas.

Son ideales para una merienda, desayunar o de postre. No es necesario usar toda la masa de un golpe. Se puede conservar unos días en la nevera y hacer solo las crêpes que se vayan a comer.

Si sobran, se pueden conservar perfectamente en la nevera y calentarlas al microondas. Se guardan sin rellenarlas y protegidas con film transparente.



Salen 12-13 crêpes. Si queréis hacer más, doblad las cantidades.



Ingredientes

4 huevos
2 cucharadas soperas de azúcar en polvo
2 cucharadas soperas de azúcar vainillada
3 cucharadas soperas de aceite
1 pizca de sal
½ paquete de levadura
50 g de Maicena
150 g harina
150 ml de leche a temperatura ambiente
150 ml de agua
4 cucharadas soperas de ron negrita
Ralladura de limón
Mantequilla 



Preparación

En un recipiente grande, batir los huevos junto con el azúcar blanco y el azúcar vainillado.

Agregar el aceite, la sal, la levadura y la maicena. Mezclar bien, usando un batidor de varillas, hasta que la maicena esté completamente disuelta.

Añadir la harina.

Diluir poco a poco con la leche, el agua y el ron para obtener una masa muy lisa. Es muy importante que no se formen grumos.

Añadir la ralladura de limón.

Dejar reposar la masa un par de horas tapada con un paño.

Derretir un poco de mantequilla en una sartén a fuego medio alto. Echar masa suficiente para cubrir el fondo de la sartén con una capa fina. Dejar al fuego un par de minutos.

Dar la vuelta a la crêpe usando una espátula fina y dejar que se haga por el otro lado.

Se van poniendo las crêpes en una fuente ancha, una encima de otra, y se tapan hasta que se hagan todas, para mantener el calor.

Servir las crêpes calientes, recién hechas.




Cada comensal pone una crêpe en su plato y le da la vuelta. Se rellena con lo que más guste, azúcar, nocilla, sirope, nata montada, frutas…. Luego se dobla en cuatro, también se puede enrollar como un canuto. Y ¡Bon Appétit!